Lo Último

WASHINGTON (AP) -- Los jóvenes inmigrantes que fueron traídos al país de manera ilegal cuando eran niños pueden "estar tranquilos", dijo el viernes el presidente Donald Trump, porque ellos no son el blanco de los esfuerzos de deportación delineados por sus políticas de inmigración.