Los integrantes de la banda Diluvio AZ, que crecieron en hogares mexicoamericanos en Tucsón y Nogales, son completamente bilingües. Pero su idioma de preferencia en el escenario y en el estudio de grabación es el español.

Diluvio AZ es una banda de pop rock de Tucsón que tomó una decisión deliberada.

Diluvio AZ tocando durante el programa “Locals Only Live in Studio 2A” en la estación de radio KXCI-FM, el lunes 10 de junio. De izq. a der: Alejandra Karlet Pérez, Eduardo Ramírez, Edwin Cordova y Lucia Dabdoub.

“Simplemente empezamos a escribir música en español”, dijo Alejandra Karlet Pérez, vocalista principal del grupo. “Siento que fue algo natural para nosotros”.

A principios de este mes, la banda lanzó su primer CD de larga duración, “Marea en el Desierto”, grabado en Tucsón. La banda realizó un evento de lanzamiento del disco el 8 de junio en Sky Bar, en North Fourth Avenue, y un par de noches después se presentó en el programa de radio “Locals Only Live in Studio 2A” en KXCI, 91.3-FM.

La banda, que en 2016 grabó un EP titulado “Libro de Canciones”, se ha presentado en clubes de la ciudad y ha abierto para grandes artistas de rock en español en el Teatro Rialto y en 191 Toole. El verano pasado, el grupo tocó en la Ciudad de México durante una semana. A finales de este mes, Diluvio AZ se presentará en el sur de California y el próximo mes en El Paso, Texas.

Alejandra Karlet Pérez y Eduardo Ramírez de Diluvio AZ en el estudio de radio de KXCI-FM, el lunes 10 de junio.

Actuar en español es orgánico para los cinco miembros, quienes crecieron escuchando música en español.

“Se sentía como que era lo indicado. Simplemente tiene más sentido. Es parte de nuestra identidad”, dijo Pérez, quien se graduó de la Universidad de Arizona en mayo.

Aunque los miembros de la banda también escuchan a artistas latinos como Shakira, Juan Gabriel y Santana, su música preferida es rock y punk, música inspirada en bandas estadounidenses como Blink 182, Warpaint y Slipknot, y bandas en español como Café Tacvba, Soda Stereo y Elefante.

Pérez dijo que la banda no quiere ser restringida en mundos binarios.

“Eres mexicano o americano. No, como nosotros, somos los dos. Queríamos hacer algo con lo que la gente pudiera relacionarse”, dijo.

Danny Pérez, guitarrista de Diluvio AZ, en la fiesta de presentación del disco, titulado “Marea del Desierto”, el pasado 8 de junio en Sky Bar.

El álbum “Marea” trata sobre la identidad y “cómo somos como jóvenes en Tucsón y en Estados Unidos”, dijo. “También me gusta escuchar a los Misfits y la música de mariachi”.

Además de Pérez, los otros miembros de la banda son la baterista Lucía Dabdoub, Edwin Córdova en el bajo, Eduardo Ramírez en la guitarra y el hermano mayor de Alejandra, el guitarrista Danny Pérez. Dabdoub y Ramírez se graduaron de preparatorias en Nogales, Arizona, mientras que los hermanos Pérez y Córdova vienen de Sunnyside High School.

Si bien su amor compartido por la música es el pegamento que mantiene unido a Diluvio AZ, los miembros de la banda no se conocieron a través de la música. Varios de ellos se reunieron inicialmente a través de su trabajo en justicia social.

Lucia Dabdoub, baterista de Diluvio AZ en el lanzamiento de su primer disco completo de estudio en Sky Bar.

Dabdoub y Ramírez estaban trabajando con inmigrantes mexicanos deportados cuando vinieron a Tucsón para reclutar a otros estudiantes de preparatoria. Conocieron a Alejandra Pérez, quien fue a Nogales para unirse al esfuerzo humanitario. Descubrieron su amor compartido por el rock y el punk y formaron el grupo.

Su música no es abiertamente política, pero el hecho de que sean mexicoamericanos tocando rock es una declaración política en sí misma.

Danny Pérez dijo: “Somos mexicoamericanos. Estamos orgullosos de ello”.

Contata a Ernesto “Neto” Portillo Jr. en netopjr@tucson.com o al 573-4187.